jueves, 9 de agosto de 2007

"Español hablado" para "castellano hablantes" (II)


Ya os lo dije, habría segunda parte de mis lecciones de español. Pero mientras que la lección del 21 de julio fue una especie de First Certificate en Chileno sureño esto ya es un nivel Advanced, hacia Proficiency.
Yo creo que voy a empezar con la partícula "po". Me fascina, la utilizan muchísimo: cuando asiente no dicen "sí" sino "sí, po" y cuando niegan dicen "no, po". No sé muy bien que significado adicional le da a la frase. Nos dijeron que se dice para denotar que es algo obvio pero yo creo que simplemente intensifica la afirmación o la negación porque la usan siempre. Cuando me veais intentaré reproducir la forma que tienen de decirlo, "po" lo dicen en voz bajita normalmente.
Luego viene "cachai", básico también para integrarte en una conversación entre chilenos. Vienen a ser como un "¿entiendes?". Oigo cachais a mansalva. Salir de fiesta, nuestro farrear, los jóvenes lo llaman carretear. Y si se dice "no, no, po; vamos a chupar" quiere decir que se va a beber (como era de esperar). Entre los universitarios oigo mucho "buena onda" y "súuper buena onda" para indicar que algo les gusta, como un local, una persona... Importante que la "u" de súper se hace larga. Escuchar como hablan es mi entretenimiento en las micros cuando algún día la cojo y va llena de estudiantes. Me divierto.
Palabras como "harto" y "puro" se usan para indicar "mucho". El otro día una chica me preguntó hablando del tiempo que me quedaba aquí: ¿Te queda harto tiempo igual? Tardé unos segundos en traducir eso a mi lengua, parece fácil, pero en vivo y en directo no es tan rápido "¿Te queda mucho tiempo, no?". Una expresión suave como "¡ostras!" aquí sería "¡chuta!".
Y la mítica de esta zona de Chile es "ya, ya". Esta la oigo tanto. Se ve que se usa tanto por la influencia alemana, por su sí, "ja". Después de darle vueltas he llegado a la conclusión que es nuestro "vale, vale" que realmente la usamos para todo. Me he dado cuenta que lo digo mucho porque aquí nadie la usa. Lo bueno fue que un profe del Instituto el otro día me preguntó: - ¿Cuándo usan ustedes vale? porque yo he tenido alumnos que te estás despidiendo y te dicen "Vale profe" y yo pienso "¿Cuánto vale? ¿El qué vale?"-. Me hizo mucha gracia porque me di cuenta que lo usamos constantemente y que es difícil decir cuándo se usa, por el contexto se ve claro pero así en abstracto. Salí del paso diciéndole: - Yo creo que es vuestro "ya, ya" que se usa para todo y para nada-.
La próxima clase tacos. Creo que nadie sabe del todo una lengua hasta que no se saben las palabrotas.

2 comentarios:

Mum y Papi dijo...

Parece que el viaje puede ser uno de esos viajes de aventura (como los de Rodriguez de la Fuente), estudiando pingüinos.

Esperamos con mucho interes la publicación de tu viaje en el Blog

El tema del idioma es muy curioso, cuando se comenta por aqui sin conocerlo bien, crees que solo cambian pocas cosas.

En la foto estas simpatica.Pero como siempre guapisimaaaaaaaaaaaaaa

Buen viaje y muchos besos

ruben dijo...

segundo capítulo de este fantástico diccionario a la chilena... lo cierto es que las palabras cada vez son mas dificiles, es como hacer un curso intensivo de verano, pero sin que sea verano...

algunas se parecen, otras ni por casualidad, pero lo mejor es el significado que te imaginas que tendrá antes de leerlo.

personalmente, creo que a los niños de hoy en dia no les costaría para nada adaptarse a este lenguaje. Ya lo dicen, la experiencia es un grado, y os puedo asegurar que he llegado a corregir redacciones, donde el vocabulario utilizado recuerda mas al euskera que al catalan...

asi que, si tus alumnos utilizan aunque sea algunas de estas, pero correctamente, ya te puedes dar por satisfecha