viernes, 3 de agosto de 2007

Fin de semana 0: 21 y 22 de julio

Estaba dando un paseo por Valdivia hoy [viernes por la tarde], hace un día muy soleado, he comido en la barra del Café Hausmann un crudo (una tostada de pan de molde con carne cruda, cortada muy fina, con cebolla y con varias salsas buenísimas que puedes ir poniéndote tú) y un Kuchen de merengue, hojaldre y frutos secos (como habéis deducido un Kuchen, es un pastel, de hecho es pastel en alemán). Como se extrae del nombre, el Café Hausmann es típico ¡alemán! Sí, típico aléman ¡en Chile! y he estado pensando que casi no nos he enseñado nada de Valdivia.

Antes de volver a hablaros de otras ciudades (este fin de semana aprovechamos otra vez para irnos de turistas: esta vez Panguipulli y la zona de los Siete Lagos) os voy a enseñar algunas fotos de Valdivia que hice el primer fin de semana. Estuvimos por aquí, dando paseos por la costanera, por la Feria Fluvial, fuimos al Museo Histórico y Arqueológico Mauricio Van de Maele (y no pudimos ir al de Arte Contemporáneo porque está cerrado por obras de reparación), por el campus de la UACH.
Lo llamo el "fin de semana 0" porque no estaba muy adaptada y el número cero sugiere punto de partida.




Vista del centro de Valdivia desde el puente Pedro de Valdivia
(que cruzo cada mañana para ir a la Universidad).





















Mercado en la Feria Fluvial






Delante del Museo Histórico




Alameda de entrada al Campus Isla Teja de la UACH





Calle que va desde la Costanera a la Plaza de la República

(no, no tengo muy claro el nombre de la calle)

3 comentarios:

Mami y Papi dijo...

Nos ha gustado mucho el recorrido que nos has enseñado del dia "0"

Las fotografias como siempre son preciosas, me ha gustado mucho la del mercadillo, aunque creo que les falta la fecha de caducidad.

Un beso de los muchos que te debemos

Vanessa Casado dijo...

Hola!

Quan turisme estàs fent! Tot sembla genial! El cap de setmana 0 és sempre complicat, però almenys a mi elsdos mesos se m'acabaran fent curts!

Ja he rebut la teva postal: moltes moltes gràcies, m'ha fet il·lusió rebre-la aquí. És com estar a casa...

Un petó i segueeix-nos informant!

Vaanessa

ruben dijo...

La verdad es que no me imaginaba muy bien como era Valdivia por dentro... ahora sí.

la entrada al campus, el museo las calles, me gustan, pero la que más me ha llamada la antención, la del mercado! bueno ya sabes, a si a primera vista tiene un aire de "boqueria" no puedo evitarlo, me encanta todo

sigue visitando, y haciendo fotos preciosas, este blog es digno de ser guardado y bien recordado

un bso